Páginas vistas en total

Sufridores del blog.

martes, 1 de noviembre de 2011

Capitulo 230: Yo, tengo la solucion. (Votarme)




Después de las Fiestas, días de exceso y abuso de todo lo que puedas imaginar, me refiero a comida y bebida, claro está, vienen los días de volver a decentar el cuerpo y es que siempre es la misma rutina, adelgazas un poco y cuando llega alguna fiesta de guardar, rompes el molde nuevamente, para luego cuando se vuelva a pasar dicha fiesta, tengas que volver a poner el cuerpo al día. Así vas pasando tu vida y llega un momento en que piensas, “¿Merece la pena vivir así”?

La respuesta es clara, por supuesto que merece la pena, es más, yo diría que es obligación si quieres tener una vida medianamente larga y saludable que siempre tengas tu cuerpo con los kilos que tu y nadie más que tu, sabe que puede tener. No me vale las tablas ni los listos que te dicen: “Tu deberías de pesar esto y fíjate, te pasas más de veinte kilos de tu peso ideal”.

“Mi peso ideal”, que cojones sabrás tu cual es mi peso ideal, es la mejor respuesta para quien te ordene o si quiera te insinúe lo que debes de pesar.

Una cosa esta clara, el 90% de las personas están, mejor dicho, estamos por encima del peso que deberíamos de tener, por eso siempre me he preguntado por qué no son las operaciones de estomago gratis y “recetables” por parte de tu médico de cabecera, si se acabaran de pulir los cuatro detalles que quedan para poder decir que una operación de ese tipo es segura, yo creo que la solución a un alto número de enfermedades es ese. Está claro que muchas enfermedades vienen del sobre peso de la sociedad, no tienes nada más que ir a tu medico y mirar a los que tienes a tu alrededor sentados, cuantos hay por encima de su peso ideal, te lo digo yo, de 5 pacientes que tengas alrededor, 3 como poco, están por encima de su peso.

Lo puedo demostrar con números, pero es mejor que cada uno se fije el próximo día que vaya al médico, así se acordara de este escrito y pensara para sus adentros, el tío este que escribió tal sandez, tiene razón.

Suponiéndonos que ya estamos todos los “gordit@s” operados, la vida cambiaria muchísimo, no tendrías necesidad de comprar tanta comida, acuérdate que te han reducido el estomago y en vez de catorce garbanzos, solo te entran siete, que en vez de 4 cervezas, te tendrás que coger el puntillo con un par de ellas o emplear otra solución, mearlas rápido para que te entren otras cuatro. De esta manera, si ahora te hacen falta quinientos euros para comer al mes toda tu familia, con este remedio lo podríamos pasar con doscientos cincuenta.
En vez de ir al médico veinte personas diarias y casi todas por dolores relacionados de una manera u otra con la obesidad, como todos estaríamos moldeados, irían cuatro al médico y esas cuatro es imposible el quitarles el ir, puesto que van a ver a ese señor en plan psicólogo, contra eso no podemos hacer nada.

Otro tema es el ahorro a la hora de confeccionar ropas, con nuestros cuerpos diez, las tallas solo variarían de altura, porque de ancho todos tendríamos una 38 como mucho, así de los vestidos de ahora, sacaríamos tres de los nuevos, por lo que seguiríamos ahorrando.
Ahorraríamos tanto, que la palabra “gorda” dejaría de existir en nuestro diccionario, la canción de Gurrutxaga de “ellos las prefieren gordas”, quedaría en mera anécdota y los recién nacidos o jovencitos, se preguntarían que significaba esa palabra o que era eso de gorda o gordo, al igual que la palabra “obeso”, tendríamos que explicar a nuestros pequeños lo que significaba.

Las tiendas de ropa XXL dejarían de existir y tendrían que vender las tallas 38 o 40 como mucho, las fajas pasarían a nuestro recuerdo en el olvido, los tirantes serian también olvidados, el cinturón dejaría de existir, un peligro menos para los que lo usan como ultimo remedio a sus vidas.

Así que llegados a este punto, tengo pensado presentarme a las elecciones del día veinte y en mi programa solo llevaré esta medida, pero que a la vez es suficiente y nadie me podrá decir que no. Aparte como vamos a ser tantos los pacientes operados, los médicos sabrán de memoria hacer tal operación y con la pasta que ahorramos en comida haré mas hospitales para el primer apretón de operaciones, luego lo convertiremos en museo del traje, por ejemplo y allí enseñaremos a nuestros jóvenes, los “serones” que nos poníamos antes de que un servidor llegara al gobierno, tanto listo suelto y tanto mangante por todos lados y ninguno ha sabido como yo, poner fin a la crisis, incultos.

Bueno pues solo me falta el lema de mi partido, aunque creo que me lo voy a ahorrar, tengo tan claro que voy a arrasar en las elecciones, que no me gastaré dinero alguno en hacer campaña, con la foto de la portada tendré bastante.

Ya sabéis, si queréis usar una treinta y ocho o una cuarenta, no dudéis en votar a “Pandereta”

No hay comentarios:

Publicar un comentario